21 septiembre 2007

Sabiduría

Hace ya mas de un año, algunos colegas me propusieron escribir este blog. Se trataba de hacer un blog sobre una temática muy variada que tuviera como denominador común, la psicología, la vida y sus circunstancias, se trataba en definitiva de escribir sobre sabiduría de vida. El problema con el que me he topado es que estoy escaso de ese don, entre otras cosas porque aún no soy lo suficientemente viejo; y si eres joven no eres sabio. Así que sólo he podido conseguir que sepa a sabiduría, es decir, una especie de sucedáneo. Por cierto, el lenguaje siempre me sorprende porque sabor y sabiduría tienen la misma raíz etimológica.

En Almería durante la carrera, se oía mucho decir que si no sabes torear pa qué te metes. Pues acepté el reto porque mi profesión como psicologo y auxiliar de psiquiatría me otorga una especie de atalaya que facilita mucho el aprendizaje sobre la vida y es también una especie de catalizador que acelera el proceso madurativo. Muchas personas me han mostrado su interior, su cara oculta, su alma toda, su dolor y eso me ha hecho ver. Ha habido otra razón importante y es que yo estoy muy necesitado de sabiduría; y aunque bien sé que no por escribir un tratado de arte se hace uno artista, algo de sabiduría de vida se me pegará si ando leyendo, reflexionando y escribiendo sobre ella. Otras sinrazones como la vanidad y el afán de protagonismo, si han estado presentes, no he sido consciente de ellas y por lo tanto no puedo analizarlas, o sólo las analizaría con el psicoanalista que no tengo.

De lo que estoy seguro es que ha merecido la pena, porque además de pena nada, que ha sido divertido y muy gratificante para mí estar con vosotros. Reflexionar sobre sabiduría y perseguirla es el esfuerzo más útil que uno puede hacer, porque sólo la sabiduría de vida nos puede acercar a la felicidad. Ella es el auténtico tesoro, ese que no puede comprarse porque es tan valioso que no tiene precio. La sabiduría, decía Diógenes, sirve de freno a los jóvenes, de consuelo a los viejos, de riqueza a los pobres y de ornamento a los ricos. No estoy del todo de acuerdo con el griego, pero sí en que es buena siempre para todos. Si tuviera que resumir en un par de renglones que me quedan, cuál es el camino a la sabiduría que propondría, diría: si quieres vivir sabiamente, vive en el presente, contén tus deseos, no te apegues al yo, aprende del sufrimiento y ama.

No sé si tendrá sabor a sabiduría, pero lo de hoy a lo que sí sabe es a despedida. Estoy muy cansado.. Adiós... Hasta otra.

9 Comments:

Anonymous A.B.Torres Escribió³...

Prakash huele a despedida, si es así nos perderemos la oportunidad que nos has dado al plantear temas sobre los que hemos podido reflexionar, perderemos tu sabiduría, que bien sé que la posees.
Creo verdaderamente que conocerte como psicólogo, en persona, me ha dado mucho y así te he visto en los artículos: un maestro.
No sé si realmente estás acabando el blog pero lo cuentas y también con mucha humildad por tu parte, lo que has querido y podido mostrar.
No he visto muchos blogs de este tipo. La gente necesitamos estas cosas.
Yo sé muy bien que tú cuentas con mucha experiencia en lo humano, no sólo lo he visto en tí, lo he sentido. Para mí rebosas sabiduría, eres un ser humano cariñoso y con grandes virtudes y aunque alguien me pueda criticar por alabarte, le diré a ese alguien que he conocido a otros psicologos y psiquiatras, tres más, con el listón mucho más bajo.
A ver de que nos hablas de tu "hasta otra".
Yo te tengo tan presente por circunstancias de la vida que nunca me despediré de tí nunca .
Desde la serenidad, también mi despedida por hoy. No sé si mañana escribiré más comentarios porque como tú dijiste.... Y mañana ¿quien sabe si estaremos vivos?, cuando nos hablaste de la muerte.

7:44 a. m.  
Anonymous Mari Jose Escribió³...

No debería terminar nunca este blog, me da mucha pena que termine, ha sido muy importante para mí, me he encontrado con cosas muy bonitas que no quisiera perder. Me he acostumbrando a él, buscar tú página, era lo primero que hacía cada mañana cuando encendía el ordenador. Siempre me encontraba con un tema interesante para reflexionar. Me parece sano comenzar el día reflexionando sobre la Vida, mucho más, que leyendo o escuchando por la radio las últimas noticias. La Vida tiene que ver con nosotros, las noticias tienen que ver casi siempre con la política y la política poco tiene que ver con el alma. Porque es sobre el alma sobre lo que nos has escrito siempre. Y lo has hecho muy bien, mucho mejor de lo que tú te crees. Poco a poco, para que lo fuéramos leyendo lentamente, (como las gallinas, como tu dices), para nutrirnos bien y sin prisas. Las obras se valoran en su totalidad, no creo que haya por ahí un blog más bonito que este de Cuestiones Psicológicas de la Vida, que con tanto cariño has escrito para nosotros. Dices que no eres sabio, yo tampoco lo soy y no sé si llegaré a serlo alguna día. Creo que con pretender ser bueno y sencillo ya se es algo sabio. Me he emocionado con lo que has escrito, ya sabes porque, y como siga así, voy a tener que ponerme las gafas de sol. No sé que dirá Caín, algo extrañado está. Soy así de boba, no lo puedo evitar. Tenemos que aprovechar estos pocos días que nos quedan, todavía podemos decir , hasta mañana, no?

8:24 a. m.  
Anonymous Anónimo Escribió³...

Hoy es la primera vez que escribo. Siempre leo. Para ser más exactos, siempre te leo, pakrash.
Cada mañana que enciendo el ordenador busco tu blog en google como loca, es como si fuese mi terapia matutina antes de iniciar mi jornada laboral. ¡Qué chollo, una terapia gratis
Escribo para pedir, no sé a quién, que su blog continúe,...me da pena no tenerle cada mañana y no saber por qué razón.
Gracias por todo,

8:38 a. m.  
Anonymous Belen Escribió³...

Esto suena a despedida pero, seguro que estoy equivocada. No puede ser que cuando se encuentra algo maravilloso en la red, simplemente desaparezca. No, seguro que no lo supe interpretar bien…¡ Este blog no puede dejar de existir ¡ Estamos necesitados de valores, de encontrar sentimientos y pensamientos que se han perdido en la sociedad del “dime cuanto tienes y te diré lo que vales”, necesitados de creer en lo que realmente merece la pena, leer cosas que nos llegue al corazón, que nos haga reflexionar. Necesitados de oír voces que nos griten que no estamos navegando contra corriente, que existen muchísimas personas que, como tú, como yo, valoran el contenido no el continente. Que nos emocionamos con el simple hecho de amanecer, sin que suene a cursilada. Que no nos avergonzamos de manifestar que lo más importante en la vida es el AMOR aunque otros intenten demostrar que es una inversión no fructífera. Que se puede, día a día, lograr ser mejor persona, etc, etc. Claro que, eso no se aprende en un blog pero, ayuda a pensar en tantas cosas… Cuantas veces, al leer al Dr., no nos hemos dicho en voz alta : “ – Cuánta razón tiene ¡!”. Y, a cuantas personas les hemos recomendado este rinconcito de reflexión y nos lo han agradecido, ¿ á que sí ?
Por eso, y por muchas razones más, seguramente no lo supe interpretar bien, esto no puede ser una despedida…No, claro que no.

9:11 a. m.  
Anonymous Anónimo Escribió³...

Tu blog es de lo mejor tío; escribes bien, aportas elementos de reflexión, tan necesarios en un mundo desbocado, en descomposición, dónde la gente no tiene más norte ni principios ni valores que su propio egoísmo, el dinero y el placer más banal y frívolo. Pero entiendo que estés hastiado, asqueado, la gente cansa, y a uno ya no le quedan fuerzas para seguir derrochándose cada día, ni vale la pena. No se hizo la miel para la boca del asno. A ver fútbol y a la playa!

10:26 a. m.  
Anonymous Isabel Escribió³...

Como tantas otras personas he leído este blog desde que lo encontré, y tuve la suerte de encontrarlo desde el principio. Todas las mañanas que podía, antes del primer café, era lo primero que hacía. ¿Qué haremos mañana tantos otros como yo? ¿Quien nos ayudará a pensar y reflexionar sobre la vida, el amor, el alma, la sabiduría......?
Siento que sin estos artículos pierdo algo valioso, y lo que más siento es que esta sociedad siga moviéndose por estadísticas (imagino que el número de comentarios diarios no es comparable con otros blogs del diario....) sin tener en cuenta que a veces los temas profundos se tratan internamente y no todos sabemos darle forma. Que posiblemente este blog sea enriquecedor para mucha gente de tal manera que las estadísticas no lo puedan evaluar.
Hasta otra Prakash, pero huelo que la proxima aquí no estarás.....

10:54 a. m.  
Anonymous Angel Escribió³...

Comienzo discrepando, en un tema nimio. Es en las etimologías de Sabor y de Sabiduría, no es la misma; la de saber es "sapere" y la de sabor es "sapor", ambas del latín (puede verificarse en el Diccionario de la Real Academia).
Creo que sí que la profesión de psiquiatra permite conocer facetas del comportamiento del ser humano que otras profesiones no permiten, pero facetas, sobre todo, y ese es el objetivo de esa especialidad médica, relacionadas con los "trastornos mentales" fundamentalmente (al menos tal y como se enfoca, en general, la Psiquiatría en España, en la que la inmensa mayoría de los psiquiatras no son, además, psicoterapeutas ni psicólogos). Tu caso, es un caso especial porque, me parece que trata a sus pacientes, primero, como persona y, luego, como experto. Pero, en general, el psiquiatra conoce de su especialidad y no tiene las inquietudes ni el ansia de Sabiduria a diferencia de tí, que eres psicologo, ni las convicciones religiosas. Por éso le he dicho alguna vez y le digo ahora que es una persona especial y, especial, todo lo que haga.
Tambien puedes valorar, además de con un psicoanalista y con otras clases de psicoterapeutas, si has tenido vanidad o afán de protagonismo, Contigo Mismo, como sabes tú mejor que yo; porque a todos podemos engañar pero es mucho más difícil (aunque no infrecuente) que nos engañemos a nosotros mismos.
Tambien decir que hay viejos que se hacen poco Sabios, el viejo que se hace Sabio, probablemente, ya era un joven que lo quería ser; y hay muchos jóvenes más Sabios que muchos viejos; lo anterior no obsta para que un viejo "normal" tenga mucho que aportarnos porque ha recorrido un ciclo existencial más completo que el nuestro y es bueno que les dejemos que nos "anticipen" lo que nos vendrá enseguida, porque ésto, la Vida, pasa como un sueño.
Hablando de sueños, me viene a las "mentes" Calderón de la Barca, a los efectos de decir que, por ejemplo, los escritores, los novelistas, los poetas, muchos vendedores, los religiosos "practicantes" de cualquier religión, las hetairas ilustradas, los comerciantes, etc., etc., tambien saben mucho de personas y, si son éllos personas especiales, tienen mucho que aportar a los demás...y los conocen muy bien (no digo sus psicopatologías ni el nombre que estas pudieran tener ni con qué fármacos se tratan hoy). Es decir, conocer a las personas, en mi opinión, no depende de que seas o no seas un "psi" y, mucho menos, poder aportarlas algo que las sirva, casi ningún Santo era "psi" ¿y cuánto han aportado a la Humanidad?.
Bueno, hasta pronto. Abrazos, Ángel

11:30 a. m.  
Anonymous Maestro Pasha Escribió³...

Hoy en día viejos conceptos y maneras de ver la vida, así como respuestas a interrogantes vigentes aún, pueden seguir siendo respondidas de forma amplia y concisa como lo hacían grandes eruditos de antaño, grandes filósofos.

Aún hoy seguimos aplicando su enseñanza así como encontrando respuestas luz, y guía en sus sabias palabras; entonces me pregunto, ¿Qué tanto ha avanzado la humanidad ? que aun nos preguntamos las mismas cosas y respondemos casi igual. Sus textos son unas fuentes de buenos consejos para hacer frente a los problemas cotidianos.

9:18 p. m.  
Anonymous Anónimo Escribió³...

Sabor y Sabiduría tienen la misma etimología como puede verificarse en la página 518 del Diccionario etimológico de Corominas. Tercera Edición, primera reimpresión, Octubre de 1976.
Por cierto, Angel, que sabihondo también tiene la misma y se utiliza desde el siglo XVI.
Saludos.

8:46 a. m.  

Publicar un comentario

<< Home